Breve Historia Económica de la República Dominicana


Desde inicios del Siglo XX, la principal actividad económica fué la industria azucarera. Gran parte de los ingresos nacionales provenían de este sector, que junto a otros productos como la bauxita, oro, ferroníquel, café, tabaco y cacao conformaban el llamado sector exportador tradicional.

A partir de los años setenta la caída de los precios de la mayoría de esos productos comienza a hacerse insostenible.

Frente a esta situación, el Estado dominicano recurrió a la diversificación y al fomento de sectores productivos no tradicionales tomando, entre otras medidas, las siguientes: 

Incentivar la exportación de productos no tradicionales y desarrollar sectores que fueron considerados prioritarios, mediante la promulgación de diversas leyes de incentivo y proyectos de desarrollo económico, tales como:

(i) La ley 153 del 1971, sobre "Promoción e Incentivo al Desarrollo Turístico", que ha llevado a la Republica Dominicana a transformarse en el principal destino de turistas en el Caribe, habiendo recibido en el 2003, mas de 4 millones de viajeros a través de la vía aérea. Esta ley se ha apoyado en decretos que establecieron y rigen el desarrollo de apoyo tales como son: :

El polo turístico ampliado de la Región Sur (Decreto 322 de 1991) que abarca las provincias de Barahona, Independencia y Pedernales, incluyendo al Lago Enriquillo; El polo turístico Costa Caribe, que va desde Santo Domingo a La Romana; El polo turístico de Puerto Plata o Costa del Ambar (Decreto 2125 de 1972); El polo turístico de la Región Noroeste (Decreto 16 de 1993), que abarca las provincias de Montecristi, Dajabón, Santiago Rodríguez y Valverde, salvo el Parque Nacional de Montecristi; Macao-Bávaro (Decreto 1256 de 1986); Constanza y Jarabacoa (Decreto 2729 de 1977); Polo turístico de la Península de Samaná; Polo turístico de la Provincia de Peravia (Decreto 177 de 1995). 

(ii) La ley 8-90 de incentivo a las Zonas Francas, que otorga bajo un régimen especial exenciones de impuestos y de otros pagos que se prevén en el código tributario del país. Esta ley ha llevado al establecimiento de zonas industriales en mas de 50 localidades rurales o del interior del país, en las cuales funcionan mas de 600 empresas con mas de 270,000 empleos directos e incidiendo en las de 500,000 empleos indirectos fuera de las zonas propiamente dichas. Esta actividad de zonas francas ha fomentando el desarrollo industrial y ha transformado una gran parte de la mano de obra dominicana en industrial y disciplinada.

(iii) El programa integrado de Desarrollo Agropecuario y de apoyo institucional al Sector Agrícola con apoyo de organismos institucionales para producir alimentos para el turismo y la población nacional;

(iv) Leyes de reforma agraria para el ordenamiento y la modernización de las actividades del campo. Las cuales otorgaron apoyo a la irrigación mediante la construcción de obras y canales de riego. Se establecieron Distritos de Riego y el uso y manejo racionalizado del agua.

Como modelo de desarrollo se reafirmo el de sustitución de importaciones, otorgando protección a productos nacionales a través de aranceles que ahora se estan desmontando en cumplimiento de los acuerdos con la OMC y ante la adopción de una economía abierta y de mercado cada vez mas abierto.

Legislación en Materia de Inversión Extranjera

En fecha 20 de Noviembre de 1995 fue adoptada en la República Dominicana la ley 16-95 de Inversión Extranjera, la cual deroga y sustituye la Ley No. 861 de 1978. Esta Ley modifica sustancialmente el régimen de las inversiones extranjeras directas efectuadas en el país, y busca colocar en la medida de lo posible a los inversionistas nacionales y extranjeros en un plano de igualdad, de conformidad con las tendencias actuales de modernización y liberación.

El texto completo de esta ley tanto en ingles como en español se encuentra bajo la sección Inversiones de esta pagina de Asiex