Turismo inmobiliario con trabas afectan inversión

Listin Diario
Lunes, 1 de Diciembre del 2008

SANTO DOMINGO.- El fomento de la inversiturística, específicamente en la construcción de segundas residencias, es fundamental para lograr un mayor desarrollo del turismo inmobiliario en el país. Sin embargo, hay una serie de trabas que debe afrontar un inversionista a la hora invertir su capital en el país.

Eduardo Sanz Lovatón, asesor legal y fiscal, señaló como obstáculos principales la burocracia impositiva, las dificultades para la inversión fiscal, la lentitud en la tramitación del certificado de propiedad y  de los procedimientos aduanales.

En una vistita a LISTÍN DIARIO, Sanz Lovantón explicó que estos problemas en el área legal y fiscal afectan el desarrollo de la industria, y precisó que la dificultad no es legal sino de debilidad institucional para la aplicación de las leyes. Pese a esto, el también miembro de la comisión política del Partido Revolucionario DOminicano (PRD) reconoció la labor que hace Aduanas para reducir las trabas en el área.

“República Dominicana no tiene petróleo, no es un país industrial, no es un país manufacturero... República Dominicana tiene como principal recurso sus ventajas geográficas, climáticas y de infraestructura turística que la tenemos muy bien desarrollada”, manifestó.

Enfatizó la necesidad de impulsar la inversión, porque considera que traen al país millones y millones de dólares, no sólo por el lado del turismo de vacaciones que visita hoteles todo incluidos, sino también en el turismo residencial que ha tenido mayor auge en los últimos años.

Sanz Lovatón indicó que la crisis financiera internacional ha hecho que se reduzca el flujo de recursos hacia el país, porque han bajado en un 15% y un 20% las riquezas de las personas de mayor poder adquisitivo de Estados Unidos y Europa, principales mercado emisores de RD, y se ha recortado las inversiones de alto riesgo. Revela también que las transacciones en el sector inmobiliario turístico se han reducido en los últimos meses en un 30% y un 40%.